Cesta

El mayor catálogo de productos derivados del CBD

The CBD Side
Compra fácil y segura
Envío discreto
Envío gratuito a partir de 50€

Cannabis como alimento

1 Jul 2019, José T.

Compartir

En la actualidad el cannabis se usa principalmente por sus efectos lúdicos y medicinales pero esto no siempre ha sido así, a lo largo de la historia el uso más frecuente del cáñamo fue como alimento para la gente y los animales y fuente de fibra con la que elaborar tejidos y cuerdas. Hay evidencias científicas de que el cannabis lleva usándose como alimento desde hace milenios, no en vano fue una de las primeras plantas cultivadas tras el descubrimiento de la agricultura. El cannabis no sólo es fácil de plantar y cultivar, además produce cantidades bastante altas de semillas muy nutritivas y ricas en grasas y proteína.

Producto finalSemillas enterasHarina de semillas
Aceite36%11%
Proteínas25%34%
Hidratos de carbono28%43%
Energía (por 100g)2200 kJ / 525 kcal1700 kJ /406 kcal
Fibra dietética total28%43%


Valor nutritivo del cannabis

Grasas

Las semillas de cannabis tienen una composición nutricional muy buena. Son muy ricas en grasas, las semillas contienen más de un 30% de aceite y la torta que queda tras extraerlos conserva al menos un 11% de grasas. Este aceite contiene ácidos grasos esenciales como el ácido linoleico omega 6, el alfa linolénico omega 3 o el ácido gamma linolénico  entre otros. Además los ácidos grasos omega 6 y omega 3 se encuentran en la proporción 3 a 1 que es la recomendada para el consumo humano. Estos ácidos grasos han demostrado su efecto beneficioso en el tratamiento de enfermedades inflamatorias, y su efecto reductor del riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares y diversos tipos de cáncer.

El aceite de semillas es rico asimismo en tocoferoles, unos compuestos que pueden reducir el riesgo de padecer dolencias cardiovasculares o cáncer, con propiedades antioxidantes. Las grasas presentes en los cañamones son principalmente insaturadas y contiene muy pocas grasas saturadas, que son perjudiciales para la salud por su relación con los niveles de colesterol y que se suelen consumir en exceso.

Proteínas

El cannabis es una muy buena fuente de proteína vegetal, las semillas pueden añadirse a distintos platos para aumentar su contenido en proteína. Por lo general, los cañamones se prensan para extraer el aceite. La torta que queda tras extraer el aceite es muy rica en proteínas y una vez molida resulta una harina que se puede usar para cocinar o como suplemento proteico para veganos y deportistas que entrenen muy fuerte. Frente al 11% de proteína que tiene el huevo, la harina de cáñamo tiene un 34%. Una ventaja de la proteína del cáñamo es que contiene todos los aminoácidos esenciales que requiere el cuerpo humano, no sólo eso, además es especialmente rica en metionina, cisteína y arginina, lo que hace que sea ideal para una dieta enfocada a aumentar la masa muscular.

Especialmente para los veganos, que no consumen ninguna fuente de proteína animal, el cáñamo puede ser una alternativa más junto a la soja, las legumbres y otras semillas. Hoy en día se elaboran muchos productos a base de cannabis aunque la mayoría no son fáciles de encontrar o, directamente,  no se comercializan todavía en España: barritas energéticas, harinas, aceite para cocinar y aliñar, tofu cannábico, hamburguesas vegetales, piensos para animales

La proteína cannábica contiene todos los aminoácidos esenciales que requiere el cuerpo humano.

Fibra

Los cañamones y la harina de semillas enteras son muy ricas en fibra alimentaria o dietética. La mayor parte de la fibra atraviesa el sistema digestivo sin verse alterada o digerida pero, gracias a su gran capacidad de retención de agua ayuda a mejorar el tránsito intestinal y evita o alivia el estreñimiento. Las cascaras de las semillas de cannabis se usan para hacer piensos o como suplemento nutricional rico en fibra para humanos.

Vitaminas y minerales

Los cañamones contienen vitamina A, B1, B2, B6, C y E. También magnesio, que es un mineral esencial para el cuerpo pues está implicado en cientos de reacciones enzimáticas y su deficiencia se asocia a muchas dolencias, especialmente en la gente mayor, como osteoporosis, alteraciones cardíacas o resistencia a la insulina. La planta fresca es rica en magnesio, calcio y fósforo  vitaminas A, B12, C, D, E.

Formas de comer cannabis

Una forma poco habitual de consumir cannabis es elaborar un zumo con la planta fresca. El zumo elaborado con plantas frescas no es psicoactivo pues los cannabinoides se encuentran en forma ácida que es inactiva psicoactivamente pero tiene grandes propiedades medicinales. Como todas las verduras, el cannabis fresco aporta gran cantidad de fibra, vitaminas y antioxidantes.

Las semillas descascarilladas se emplean en numerosos preparados alimenticios y se pueden añadir a las ensaladas o los panes, así como emplearlos para elaborar leches y quesos vegetales tipo tofu.

Los cañamones son un buen sustituto no alergénico (que no produce alergias) de los frutos secos ya que como estos contiene magnesio y ácidos grasos.

El aceite de semillas de cannabis se elabora prensando los cañamones y tiene grandes propiedades nutricionales, es muy rico en ácidos grasos esenciales como Omega 3 y Omega 6 y, al igual que las semillas, los contiene en la proporción ideal. El aceite tiene una consistencia similar al aceite de oliva y se puede  consumir en crudo o usar para cocinar.

Las barritas nutritivas de semillas de cáñamo son una de las mejores formas de incorporar los beneficios del cannabis a nuestra dieta. Son prácticas, cómodas y constituyen un saludable snack para consumir en cualquier momento.

La harina de semillas, con un 30% de proteínas, puede añadirse a cualquier salsa o crema para aumentar su densidad nutritiva. El polvo de proteínas de cáñamo, con un 50% de proteína resulta un gran suplemento para deportistas y un buen sustituto vegano y de fácil digestión de los polvos de proteínas tradicionales, basados normalmente en proteína de huevo o de leche.

Conclusión

El cannabis puede aportarnos beneficios en todas sus formas. El ser humano descubrió hace milenios, antes de empezar a fumarlo, que el cannabis es un gran ingrediente de una dieta saludable.

Autor: José T. Gállego

Image by Ulrike Leone from Pixabay

Protección corporal con Cosmética de CBD

Salud para tu piel, para tu pelo, para tus labios, para todo tu cuerpo y también para el de los más pequeños

Nuestras flores y resinas

Suscríbete a nuestro newsletter
Recibe en tu mail un 10% de descuento en tu primer pedido